• Análisis
  • ¿La derecha populista radical como nuevo voto de clase?

  • Por Bilal Berady , Nathan Gaborit | 21 Apr 21 | Posted under: Movemientos de Derecha
  • El concepto de voto de clase se ha visto sacudido por el neoliberalismo. Se cuestiona, por tanto, el vínculo casi natural entre la estructura social y el voto. A menudo se considera que votar por partidos radicales de derecha se basa en los afectos (por ejemplo, la ira), pero estas características parecen ser incompletas para comprender los determinantes de este comportamiento electoral.

    La evolución del capitalismo desde principios de los años ochenta ha provocado que las identidades sociales construidas en torno a los colectivos laborales se tambaleen por la multiplicación de formas precarias de empleo, la transformación de los modos de producción y el aumento del desempleo. Lo que anteriormente era la columna vertebral de los partidos de izquierda socialistas y comunistas, el sector de la clase trabajadora en particular ha sufrido grandes cambios; los cierres de fábricas vinculados a un proceso de desindustrialización en los países occidentales han provocado la disolución de los colectivos laborales en los que se estructuraba la identidad política.

    Los partidos populistas radicales de derecha en Europa Occidental se han beneficiado de la reconfiguración de estas identidades por parte de las economías neoliberales y de la difuminación de las identidades socioprofesionales tradicionales. Su base social ha cambiado en las últimas décadas de un electorado predominantemente autónomo a uno fuertemente arraigado en el sector de la clase trabajadora (Oesch, 2008).

    Esta inflexión política cuestiona el vínculo casi natural entre la estructura social y el voto. Además de una explicación materialista del voto, se han añadido los denominados factores explicativos posmaterialistas. Por tanto, votar por partidos populistas radicales de derecha se basaría (únicamente) en afectos como el resentimiento y la ira y en disposiciones ideológicas xenófobas, pero estas disposiciones parecen insuficientes al estudiar los comportamientos electorales. Un enfoque materialista de las prácticas políticas sigue siendo indispensable, siempre que se amplíe. La configuración neoliberal de las relaciones sociales, los modos de producción y de intercambio, junto con diversos grados de resistencia, ha dado lugar a distintas condiciones de vida que, a su vez, apuntalan el comportamiento electoral. La exposición a la globalización, el tipo de contrato, la naturaleza de la actividad, los ingresos, etc. son características que definen la posición de los individuos en las relaciones de producción, de las que queremos valorar el poder explicativo para votar por un partido populista radical de derecha. La actitud hacia la inmigración parece un indicador relevante como potencial soporte de la derecha populista radical, ya que la xenofobia y el etnocentrismo son los principales determinantes ideológicos para votar por estos partidos (Mudde, 2007).

    Las consecuencias de la globalización están transformando los espacios políticos nacionales y permitiendo que surjan nuevas divisiones entre los "ganadores de la globalización" y los "perdedores"; estos últimos perciben un declive en su estatus social como resultado de la globalización y tienden a votar por partidos populistas de derecha radical (Kriesi et al., 2006). Sin embargo, pertenecer al heterogéneo grupo de perdedores de la globalización por sí solo no es suficiente para comprender el apoyo a las posiciones xenófobas / etnocéntricas o el voto por un partido populista radical de derechas. De hecho, las diferentes características sociales crean resistencia al comportamiento xenófobo y exigen una comprensión del complejo entrelazamiento de identidades que conforman un sujeto político.

    A través de la literatura de investigación actual, intentaremos capturar estos matices para identificar los efectos de la globalización en el comportamiento político y las actitudes hacia la inmigración: cómo las amenazas que puede plantear, como la innovación tecnológica y el aumento de la competencia entre los trabajadores, impactan en las actitudes hacia la inmigración. inmigración. Luego trataremos de comprender qué vulnerabilidades ocupacionales y económicas contribuyen a las opiniones xenófobas o al apoyo a un partido populista radical de derecha. Necesariamente, analizaremos las condiciones laborales y residenciales a nivel local para captar patrones de comportamiento político. Esta es una oportunidad para relativizar el alcance de los análisis nacionales que no toman en cuenta si los votantes están o no en contacto con personas de origen migrante.

    Vulnerabilidad laboral en el contexto de la globalización

    La extensión de la globalización ha llevado al surgimiento de sectores industriales en la periferia del sistema-mundo capitalista que son capaces de competir con las industrias de Europa Occidental y América del Norte. Además, las innovaciones tecnológicas en las empresas han permitido automatizar muchas áreas de producción para aumentar la productividad. El estatus de algunos trabajadores está en peligro por la evolución del sistema capitalista a través de la reubicación de los medios de producción y la automatización de sus puestos de trabajo. Esta amenaza material y de estatus tiene un impacto significativo en la percepción del mundo social y en el posicionamiento político de los individuos. Ortega y Polavieja (2012) muestran que querer menos inmigrantes en el país de uno está fuertemente relacionado con tener trabajos manuales, independientemente del nivel de educación. Sin embargo, el diploma, en igualdad de condiciones, tiene poco efecto significativo en la opinión expresada hacia los inmigrantes; La xenofobia surge de un sentimiento de vulnerabilidad en un mercado laboral competitivo. Por el contrario, los trabajos intensivos en comunicación los realizan personas más tolerantes con la llegada de más inmigrantes al territorio nacional. El capital humano específico del trabajo, es decir, la cantidad de tiempo de formación necesario para acceder a un trabajo específico, también juega un papel positivo en la determinación de la aceptación de una población inmigrante.

    En relación con los trabajadores manuales, el efecto de la automatización influye fuertemente en su comportamiento político. La 'ansiedad por la automatización' fue un factor significativo en la elección de Donald Trump en 2016 (Frey et al., 2017). Sin embargo, el proceso de automatización es determinante para votar a la derecha radical populista condicionada por el nivel de ingresos. Otro estudio encuentra que la amenaza de la automatización conduce a la desmovilización electoral o marginalmente al apoyo a la izquierda radical entre las personas más precarias (Im et al., 2019). Votar por la derecha populista radical se relaciona con la amenaza de la automatización entre las personas que enfrentan dificultades financieras. Las personas que temen perder un estatus alimentan al electorado de la derecha populista radical. También se ha demostrado que el trabajo de rutina tiene un impacto negativo en la opinión sobre beneficio de la inmigración para la economía nacional (Kaihovaara & Im, 2020). En su estudio, los investigadores argumentan que entre las ocupaciones con tareas no repetitivas, las personas con trabajos "deslocalizados" tienden a ser menos xenófobas que aquellas con empleos no deslocalizados. Hay dos posibles explicaciones para este resultado aparentemente paradójico. Por un lado, la libre circulación de bienes, servicios, capitales y personas (es decir, la inmigración) es mucho más aceptada por ocupaciones no repetitivas y deslocalizadas ancladas en la globalización; por otro lado, la competencia de ocupaciones no deslocalizadas se desarrolla en el marco nacional, y la presencia de una población inmigrante representa una seria competencia en el mercado laboral.

    ¿La precariedad como motor de la xenofobia?

    Más allá de las variables de vulnerabilidad en el mercado laboral que están directamente vinculadas a los efectos de la globalización, la inseguridad económica y profesional contribuye al miedo a la pérdida de estatus. ¿Qué segmentos del grupo precario desarrollan actitudes xenófobas? La categoría socioprofesional de los autónomos, que adoptan visiones económicas liberales y valores culturales conservadores, tradicionalmente asociados a la pequeña burguesía, se ve, sin embargo, atravesada por muchos componentes con el surgimiento del nuevo autoemprendimiento. Jansen señala que la precariedad y el autoemprendimiento forzado son factores determinantes del apoyo al partido populista de derecha radical holandés, pero también de la abstención (Jansen, 2017). Este fenómeno también se encuentra entre personas con alta inseguridad social. El voto por el Frente Nacional (FN, desde 2018 : Rassemblement National) aumenta de manera constante entre los grupos socialmente seguros y los socialmente más precarios (Mayer, 2018). Pero cuando se tiene en cuenta la abstención, la puntuación más alta del FN se alcanza entre el segundo grupo más precario, mientras que la puntuación del FN desciende ligeramente entre los más precarios. Mayer destaca la polarización política dentro del heterogéneo grupo de personas precarias al distinguir dos formas de precariedad. La precariedad social que viven principalmente las personas mayores, con escasa educación y aisladas lleva a la abstención o al voto por la derecha radical populista. Por el contrario, la "precariedad conectada" está representada por una población joven, educada, conectada a diferentes redes sociales, pero sujeta a inseguridades profesionales y económicas. La precariedad conectada se asocia con una mayor participación electoral, lo que se refleja en el apoyo a los partidos radicales de izquierda. La divergencia entre estos comportamientos políticos puede explicarse por la relación con la precariedad vivida. La precariedad denominada "conectada" se experimenta más como algo temporal. 

    La inseguridad social a menudo se ha estudiado en la literatura a través de la lente del interno / externo según la definición de la posición en el mercado laboral. Sin embargo, la membresía de los grupos internos / externos se basa en criterios que difieren de un autor a otro. Un estudio demuestra que las diversas variantes de extranjeros desarrolladas en la literatura ofrecen resultados contrastantes sobre su comportamiento de voto (Rovny & Rovny, 2017). Un hallazgo común entre los grupos de extranjeros, cuyos criterios de selección pueden diferir, es que tienden a abstenerse más que la media. Definidos por la exposición al riesgo de un empleo atípico y por el nivel de desempleo en sus ocupaciones, los extranjeros, si votan, tienden a votar por un partido de la derecha radical. Por el contrario, los forasteros definidos por su situación laboral (contrato indefinido, tiempo parcial ...) tienen más probabilidades de votar por la izquierda radical.

    Estos resultados apoyan la idea de que votar por la derecha radical es una expresión de la amenaza percibida de pérdida de estatus: la precariedad dentro de los grupos sociales, la inseguridad social y la vulnerabilidad en el mercado laboral son variables determinantes. Las vulnerabilidades en el mercado laboral tienen su origen en la inseguridad social o profesional; la categorización de grupos sociales basada únicamente en la dicotomía ganadores / perdedores de la globalización es limitada. La globalización no ha sido la única causa del deterioro de la sociedad asalariada en Europa Occidental, sino que ha acompañado y reforzado las reformas neoliberales. Para captar toda la diversidad de actitudes negativas hacia la inmigración, tanto entre las clases trabajadoras como entre las clases altas, es necesario agregar a este análisis global una atención particular a los contextos locales.

    La importancia del contexto socioeconómico local en las actitudes hacia la inmigración

    Los estudios mencionados se limitan al análisis de datos a nivel nacional y no tienen en cuenta la realidad económica local y la desigual distribución de los inmigrantes en el territorio. Así, estar en contacto con personas de origen inmigrante dentro de la red familiar y de amistad reduce significativamente la visión negativa de la inmigración (Rodon & Franco-Guillén, 2014). Los contactos profesionales o vecinales con inmigrantes también cambian positivamente las actitudes de las personas hacia la inmigración cuando los territorios están marcados por un alto desempleo. De hecho, una hipótesis desarrollada en este estudio es que el miedo a perder el trabajo contribuiría a crear solidaridades profesionales más profundas dentro del colectivo laboral al dejar de lado las identidades raciales.

    El contexto residencial juega un papel importante en la formación de puntos de vista xenófobos. Sin embargo, en igualdad de condiciones, los niveles locales de riqueza y densidad de inmigración no tienen un impacto significativo en las actitudes hacia la inmigración. Es solo en interacción con visiones del mundo particulares que la ecología urbana influye en las actitudes hacia la inmigración (Perry y Sibley, 2013). Así, surgen actitudes xenófobas en barrios con alta densidad de inmigrantes a condición de que perciban su mundo social como peligroso, lo que se mide por la sensación de inseguridad en el espacio público. Contrariamente al sentido común, que estipula que es en los barrios más desfavorecidos donde más se expresan las actitudes xenófobas, este estudio demuestra que un bajo nivel de riqueza no conduce sistemáticamente a percepciones negativas de la inmigración. Percibir el mundo como un espacio competitivo, marcado por una baja confianza en los demás, contribuye fuertemente a las representaciones xenófobas en los barrios más favorecidos económicamente. Este resultado se explica por el hecho de que estas personas desean limitar la entrada de recién llegados a áreas de alto estatus social para garantizar la preservación de una camarilla blanca y acomodada.

    El estudio del comportamiento político a nivel local se convierte en una necesidad para comprender las experiencias cotidianas incrustadas en la dinámica socioeconómica de un territorio. La composición de las habilidades ocupacionales de inmigrantes y nativos es importante para comprender las vulnerabilidades del mercado laboral (Bolet, 2020). El estudio de Bolet se basa en datos socioeconómicos (ingresos, porcentaje de inmigración, porcentaje de empleo calificado) y los resultados del FN en las elecciones presidenciales de 2012 y 2017 en cada municipio francés. Los municipios con una alta tasa de nativos poco calificados o con inmigrantes de mediana y alta calificación tienden a tener puntajes electorales FN más altos que el promedio. El voto por el partido FN parece aumentar donde el mercado laboral es competitivo entre inmigrantes y nativos con calificaciones similares. Los efectos de la competencia del mercado laboral local sobre la votación de la derecha populista radical se acentúan en las zonas desfavorecidas. Sin embargo, el desempleo nativo no contribuye a los altos resultados electorales de los partidos populistas radicales de derecha. Esto se debe a la alta tasa de abstención de las poblaciones más precarias. Además, el alto desempleo entre los inmigrantes contribuye significativamente a una puntuación baja para el FN. Este estudio ilustra que la presencia de inmigrantes no es el factor determinante para votar por la derecha radical populista, ya que el voto FN disminuye cuando los inmigrantes ocupan una posición social o nivel de calificación inferior a los nativos. Así, es la subversión de la jerarquía social anclada en una relación racial y el miedo a una pérdida de estatus frente a poblaciones extranjeras o poblaciones percibidas como tales lo que representa el terreno fértil para los partidos xenófobos.

    Conclusión

    En todos los estudios presentados, el miedo a perder el estatus es el factor común de comportamiento xenófobo. La suposición de que los perdedores de la globalización constituyen una reserva de votantes para los partidos populistas radicales de derecha no es totalmente incorrecta si se matiza con un análisis más detallado de las condiciones de vida y la dinámica del mercado laboral local. Los factores que llevan a la abstención y al voto de la derecha populista radical son similares. Por un lado, los impulsores económicos de votar por la derecha populista radical hacen que los individuos caigan en la abstención cuando se alcanza un cierto umbral: este voto se convierte en abstención. Por otro lado, el electorado de la derecha populista radical es muy volátil, definido por el voto intermitente en lugar de un apoyo estable. A partir de estos hallazgos, podemos asumir que, en primer lugar, la precariedad o la inseguridad por sí solas no son determinantes de la xenofobia, ya que las actitudes negativas hacia la inmigración aparecen cuando la posición social de una persona se ve amenazada en relación con lo que debería ser. Por lo tanto, es un efecto de contraste entre la forma en que uno se percibe a sí mismo y las posiciones reales que ocupa. Un individuo que no considere que su estatus está en peligro no desarrollará actitudes xenófobas ni apoyará a un partido populista radical de derecha en una medida significativamente mayor que la media. Además, vemos que la xenofobia no es un comportamiento estático sino dinámico que se crea en relación con la trayectoria del individuo en su espacio profesional y residencial. Sabiendo que la xenofobia y el etnocentrismo (dos factores íntimamente relacionados) son los principales determinantes del voto a la derecha radical populista, el éxito de estos partidos parece ser transitorio a una situación de relativa privación, es decir, al sentimiento de haber sido privado de una ventaja social. posición frente a otros grupos sociales como los beneficiarios de la asistencia social o los inmigrantes en el caso de este electorado.

    Las identidades menos vinculadas al ámbito profesional han ganado influencia, como el género o la raza, en la medida en que estas características sociales estructuran los campos políticos. El electorado de la derecha radical populista no se salva, con un electorado fuertemente masculino (Givens, 2004), aunque el género ha perdido significativamente su poder de predicción para votar por el FN en la última década (Mayer, 2015). Es la articulación del miedo a perder el estatus de uno con propiedades sociales particulares lo que conduce significativamente a un voto por la derecha radical populista. Este miedo parece surgir de una experiencia de disgusto por parte de personas que piensan que sus características físicas (ser hombres y no inmigrantes) deberían llevarlos a posiciones sociales cómodas, pero no lo hacen. Por lo tanto, ser mujer y / o tener origen inmigrante inhibe este comportamiento político. Sin embargo, incluso la figura del 'votante típico' de estos partidos, el obrero blanco próximo a la jubilación que vive fuera de las metrópolis, no es garantía de apoyo a estos partidos. De hecho, dentro de las clases trabajadoras, la solidaridad permite la resistencia a la xenofobia y la competencia en el mercado laboral. La división étnica puede pasar a un segundo plano a favor de una clase común y / o afiliación local. Mientras que los movimientos comunistas y socialistas han logrado diferenciar el estatus social de la clase social al aspirar a derrocar la jerarquía social a través de la victoria de grupos sociales pobres en recursos, los partidos populistas radicales de derecha intentan vincular el estatus social a las propiedades físicas y legitimar la jerarquía social sobre la base de la raza y el género. Crear resistencia al discurso de la derecha populista radical requerirá necesariamente la articulación de un proyecto común para los grupos explotados considerando las diferentes relaciones de dominación dentro de ellos.

      

    Referencias

    Bolet, D. (2020). Competencia en el mercado laboral local y voto de derecha radical: evidencia de Francia. Revista Europea de Investigación Política, 59 (4), 817 - 841. doi.org/10.1111/1475-6765.12378

    Frey, CB, Berger, T. y Chen, C. (2017). Maquinaria política: ansiedad por la automatización y las elecciones presidenciales de EE. UU. De 2016. 23.

    Givens, Terri. E. (2004). La brecha de género de la derecha radical. Estudios políticos comparados, vol. 37 (1), 30-54.

    Im, ZJ, Mayer, N., Palier, B. y Rovny, J. (2019). Los "perdedores de la automatización": ¿una reserva de votos para la derecha radical? Investigación y política, 6 (1), 205316801882239. doi.org/10.1177/2053168018822395

    Jansen, G. (2017). ¿Adiós a los autónomos de derecha? 'Nuevo autoempleo' y alineaciones políticas. Acta Politica, 52 (3), 306 - 338. doi.org/10.1057/s41269-016-0030-0

    Kaihovaara, A. e Im, ZJ (2020). ¿Empleos en riesgo? Tarea rutinaria, deslocalización y actitudes hacia la inmigración. Revista Europea de Ciencias Políticas, 12 (3), 327 - 345. doi.org/10.1017/S1755773920000144

    Kriesi, H., Grande, E., Lachat, R., Dolezal, M., Bornschier, S. y Frey, T. (2006). Globalización y transformación del espacio político nacional: Seis países europeos comparados. Revista europea de investigación política, 45 (6), 921 - 956. doi.org/10.1111/j.1475-6765.2006.00644.x

    Mayer, N. (2015). ¿El cierre de la brecha de género de la derecha radical en Francia? Política francesa, 13 (4), 391 - 414. doi.org/10.1057/fp.2015.18

    Mayer, N. (2018). El impacto político de la inseguridad social en Francia. Universidad de Salento. doi.org/10.1285/I20356609V11I3P646

    Mudde, C. (2007). Partidos populistas de derecha radical en Europa. Prensa de la Universidad de Cambridge. doi.org/10.1017/CBO9780511492037

    Oesch, D. (2008). Explicando el apoyo de los trabajadores a los partidos populistas de derecha en Europa occidental: evidencia de Austria, Bélgica, Francia, Noruega y Suiza. Revista Internacional de Ciencias Políticas / Revue internationale de science politique, 29 (3), 349 - 373.

    Ortega, F. y Polavieja, JG (2012). La exposición al mercado laboral como determinante de las actitudes hacia la inmigración. Labor Economics, 19 (3), 298 - 311. doi.org/10.1016/j.labeco.2012.02.004

    Perry, R. y Sibley, CG (2013). Un modelo motivacional de proceso dual de actitudes de política económica y social: modelo de proceso dual de actitudes políticas. Análisis de cuestiones sociales y políticas públicas, 13 (1), 262 - 285. doi.org/10.1111/asap.12019

    Rodon, T. y Franco-Guillén, N. (2014). Contacto con inmigrantes en tiempos de crisis: una exploración del caso catalán. Etnias, 14 (5), 650 - 675.

    Rovny, AE y Rovny, J. (2017). Forasteros en las urnas: operacionalizaciones y consecuencias políticas del dualismo insider-outsider. Revisión socioeconómica, mww039. doi.org/10.1093/ser/mww039


Related articles